El culto cargo

Publicado en por Pepola

http://opinion-forum.com/index/wp-content/uploads/2010/12/Cargo-Cult.jpgLas islas del Pacífico Sur han permanecido durante mucho tiempo aisladas del resto del mundo. Sus pobladores vivían en una sociedad tribal anclada en el pasado.

Todo cambió con la Segunda Guerra Mundial. La llegada de tropas japonesas primero, y estadounidenses después produjo un profundo shock en las poblaciones nativas.
Los nativos empezaron a imitar todos los objetos modernos como radios y aviones con reproducciones hechas de madera o cocos... y éstas empezaron a ser veneradas sustituyendo a la antigua religión.

Todo el esquema de creencias de estos indígenas se vino al traste. Estos nuevos dioses parecían poderlo todo. Traían latas de conserva, linternas, leche en polvo, chocolate, tabaco y toda una suerte de objetos mágicos que empezaron a regalar a los indígenas. 

Estos blancos no cultivaban, no pescaban, se limitaban a realizar unos extraños rituales: escribían en papeles, se sentaban ante cajas parlantes y se comunicaban con sus dioses a través de extraños artefactos que emitían ruidos y luces. A cambio, sus dioses enviaban un cargo (un flete) impresionante: comida y ropa, así como todo tipo de regalos en abundancia.  Así, por la cara. Además, esos curiosos hombres blancos venidos de una tierra lejana a la que llamaban USA tenían también el poder de curar enfermedades, unos verdaderos magos. Un civilización superior llegada desde el espacio.

Pero como nada dura para siempre la guerra acabó y, tal como llegaron, los nuevos dioses blancos se fueron, llevándose sus cargos.

El aprendizaje humano se da, sobre todo, por observación e imitación. Así que debían copiar los ritos de los blancos para recibir ellos también el cargo, los regalos del cielo. Pintaron sus cuerpos imitando los uniformes de los blancos, desfilaron con fusiles hechos con cañas, construyeron radios con latas e incluso aviones y torres de control de madera.http://www.aforteanosla.com.ar/Colaboraciones/argentina/imagenes/reyes%20culto%20cargo/image002.jpg

En una de esa pequeñas islas, Tanna, en el archipiélago de Vanuatu, se sigue celebrando una vez al año el rito principal de su nueva religión, El día de John Frum (el 15 de febrero), en el que honran a su dios. John Frum es un personaje a medio camino entre la realidad y la leyenda. Se cuenta de él que era bajito, con el pelo blanco y una casaca con numerosos botones. Se sospecha que fuera un soldado norteamericano y que su nombre vendría porque se presentaría diciendo algo así como “I am John, from America” y de ahí el nombre acortado, John Frum.

Hoy día siguen esperando su retorno, que traerá otra vez el preciado cargo, una nueva era de abundancia en la que no habría que volver a trabajar. Siguen convocándolo cada 15 de febrero con sus desfiles, sus pistas de aterrizaje y sus aviones de caña.

Fuentes:

"Vacas, cerdos, guerras y brujas" de Marvin Harris.

Etiquetado en Antropología

Para estar informado de los últimos artículos, suscríbase:

Comentar este post